Método de “cincuenta ying” para el hipertiroidismo

Tratamiento del hipertiroidismo por el método de “cincuenta ying”

Autores: Yuan Min, Wang Rui Hua y Fu Liping
Departamento de acupuntura del Hospital universitario de Ruijin. Shanghai.

Para corregir el estado anormal de autoinmunidad de los pacientes, se usa el tratamiento circular de “Cincuenta Ying”, que consiste en tonificar o dispersar mediante la inserción de la aguja en la misma dirección del recorrido del meridiano (tonificación) y en la dirección opuesta (dispersión).

Esta técnica provoca el reajuste de la debilidad y redundancia del organismo, el equilibrio de yin y yang, así como una mejoría en el funcionamiento de la tiroides. Descienden T3, T4, FT3 y FT4 y asciende S-TSH.

Por ello se fortalecen las funciones reajustadoras de la hipófisis-tiroides y se reducen la secreción y la generación de la tiroxina.

Para la medicina tradicional china la causa fundamental del hipertiroidismo en una deficiencia del qi positivo y se tratarán bazo y riñones y deficiencias de yin y qi.

Para la medicina tradicional china hay dos tipos de pacientes por hipertiroidismo atendiendo a los motivos que lo provocan:

  • Deficiencia de qi y yin, que causa la hiperactividad del fuego, con síndromes de cuello hinchado, cintura y piernas doloridas y débiles, fatiga y sin fuerza, irritabilidad y poco sueño, intranquilidad, sudor excesivo, manos temblorosas, ojos salientes, lengua roja y pulso débil.
  • Cuello hinchado, piel de color normal, fatiga y sin fuerza, asfixia en el pecho, respiración corta, ojos salientes, poco apetito, heces semilíquidas, lengua gorda y pálida, saburra blanca y pegajosa y pulso débil, resbaladizo y filiforme.

Se seleccionan los puntos Zhongwan – RM12; Taiyuan – P9; Hegu IG4; Sanyinjiao – BP6; Shenmen – C7; Taixi – R3; Daling – XB7; Taichong – H3 y Guanyuan – RM4.

Se tonifica o se dispersa insertando la aguja en la misma dirección del recorrido del meridiano (tonificación) y el la dirección opuesta (dispersión).

Se retiene la aguja un mínimo de 28 minutos para mantener y prolongar el efecto.

Se realiza en días alternos, cada diez días conforman un ciclo. Se precisan entre seis y siete ciclos, con un descanso de una semana entre ellos.

La medicina tradicional china inscribe el hipertiroidismo en la categoría de “ying” que describe la hinchazón de cuello debida al éstasis de la sangre o qi inmundo de las cinco vísceras del cuerpo humano y también al fuego excesivo en el hígado (observado en la flema). En la mayoría de los casos comienzan como síndrome de exceso que, con el paso del tiempo, se transforman en insuficiencia. La falta de fuerza es una manifestación exterior de la insuficiencia interior de qi. Por ello la deficiencia de yang es la causa del hipertiroidismo mientras que la insuficiencia de yin y la hiperactividad del fuego son síndromes externos. Los males del yin son causados por los males del yang.

La tiroides forma parte de las glándulas de secreción interna y la MTC las considera como origen del fluido de yin. Este fluido es distribuido por el qi de los pulmones, el qi de bazo lo dispersa y lo transforma, el Sanjiao lo calienta y los riñones conservan lo esencial del mismo.

Cuando el yin deja de impulsar o transformar el fluido esencial, la persona cae en la enfermedad. Los males del yang se extienden hasta el yin y son el origen y causa de la insuficiencia del yin. Si el yin es insuficiente, la secreción de hormonas se reduce y los males del yin vuelven a afectar al yang, haciendo que el yang hiperfunciones, iniciándose la carencia del qi esencial. Es fundamental, por lo tanto, corregir tanto la insuficiencia de yin como la de yang.

La técnica de “cincuenta ying” toma como enfoque del tratamiento a las cinco vísceras que se comunican por los meridianos y colaterales, sobre todo a órganos como el bazo, el estómago y los riñones. Mediante el tratamiento de estas partes se recupera el qi esencial para un futuro reajuste por todo el cuerpo.

En el tratamiento se inserta la aguja en los puntos Zhongwan – RM12 y Guanyuan – RM4 juntos con los puntos fuente de las cinco vísceras. La operación continúa de la izquierda a la derecha para que el qi y la sangre asciendan desde la izquierda y el yang nutra al yin. Si el qi y la sangre descienden de la derecha, el yin enraiza en el yang.

El tratamiento empieza desde Zhongwan – RM12, lugar depositario del qi de estómago, componente esencial y crucial del cuerpo humano., corre por todos los meridianos y colaterales. Este qi se genera en Shousanyang y para en Zusanyin impulsado por el meridiano Ren Mai.

Taiyuan – P9 es el punto fuente de los pulmones y lugar depositario del qi de los pulsos. Los pulmones comunican con los meridianos y ayudan al corazón para una normal circulación sanguínea. Hegu – IG4 es el pasillito de ascenso o descenso del qi y se encarga de impulsar el qi y la sangre, así como de poner punto final al estancamiento o éstasis. Zusanli – E36 y Sanyinjiao – BP6 son puntos fuente del meridiano de estómago y bazo páncreas y ayudan a la generación o nutrición del qi y la sangre. Shenmen – C7 es el punto fuente del meridiano del corazón y tranquiliza los nervios. Taixi – R3 es el punto fuente del meridiano de los riñones. Con el fuego de la puerta vital, el fluido de los riñones se evapora y el vapor llega hasta el hígado , que lo acepta para que luego ascienda.

El yin y el agua ocupan el lado izquierdo, el yang y el fuego, el lado derecho. Si hay exceso de fuego es porque el agua tiene insuficiencia. Se debe racionar el agua para neutralizar el fuego, esto es, equilibrar el agua y el fuego reforzando la fuerza del agua. Por el contrario, si hay insuficiencia del fuego, se debe racionar para eliminar los males causados por el exceso de agua.

Daling – XB7 es el punto fuente del meridiano del maestro de corazón o pericardio que nutre el qi y la sangre, apaga el fuego del corazón y promueve el recorrido del qi y la sangre. Taichong – H3 es el punto fuente del meridiano de hígado que conserva y regula la sangre, draga el estancamiento del qi, equilibra el hígado y guarda el yang. Guanyuan – RM4 es el lugar por donde se cruzan el yin y el yang, el meridiano Ren Mai y los tres meridianos yin del pie. Este punto ocupa una posición fundamental entre los doce meridianos. Tonifica el yang de los riñones y calienta el bazo y el útero, excita el yang del corazón, genera el qi esencial y corrige la deficiencia del cuerpo humano.

Tratando adecuadamente estos puntos podemos nutrir la sangre y el qi, calmar el fuego del corazón, beneficiar el bazo y fortalecer el agua y la madera para formar un todo orgánico que promueva la circulación incesante del qi, reajuste el exceso y la deficiencia del cuerpo y regule las funciones de las vísceras.

Este método de tratamiento pone de relieve la filosofía de la medicina tradicional china que reside en “tratar según los casos concretos, tratar al mismo tiempo lo superficial y lo esencial, tratar el cuerpo humano en su conjunto”.

La acupuntura ejerce influencia en la función reguladora de la hipófisis-tiroides y hace que la función inmunológica tienda a ser normal, así como las funciones de la tiroides. Se estimula el sistema hipófisis-córtex-suprarrenales mejorando el sistema inmune y no conlleva efectos secundarios.

Deja un comentario